Es increíble cómo los creyentes encuentran tantas maneras diferentes de compartir el evangelio. Por ejemplo, cómo van a los lugares más difíciles para compartir la Palabra de Dios con personas que nunca han oído hablar de Jesús. La Década de Evangelismo Global quiere animar a los creyentes a dar este paso, transmitir a Jesús y formar discípulos.

Entre otras cosas, los miembros de la Iglesia y otros nuevos creyentes se reúnen para adorar juntos y aprender los primeros pasos del crecimiento en la fe. “El pastor Marc es el modelo. Los nuevos creyentes que recibieron cursos de alfabetización en Bamanankan recibieron cada uno una Biblia”.